El regalo que sus hijos no querían

La sorpresa terminó en putada faena. No sé si recordáis la alegría que se llevó nuestra querida Lily cuando sus padres le dijeron que iba a ir a Disney. El plan era perfecto: grababan en vídeo a la pequeña y le decían, sin que ella tuviera ni idea, que se iban a los parques de Orlando, a disfrutar de todas las atracciones. El plan era… ¿perfecto?

Bueno, no siempre funciona, para qué engañarnos. Supongo que lo que a unos les gusta otros le detestan, si bien es poco habitual que unos niños te digan que no cuando les hablas de ir a ver a Mickey. Es poco habitual, pero no impensable. Si queréis comprobarlo… seguid leyendo.

Rina y Mike Zeller son dos padres orgullosos que querían sorprender a sus niños con un viaje a Disney World. Ahí están, cámara en mano, dando la noticia a Sophie (6 años) e Ian (4 años), en lo que se prometía como un día inolvidable. Solo hay una pega…

¡¡LOS NIÑOS NO QUIEREN IR A DISNEY!! Sofía, la mayor, toma la palabra e insiste que ella no quiere ni desayunar con princesas ni boquerones en vinagre, que ella quiere ir a Chattanooga, el sitio al que le habían prometido que irían. Su hermano, en un primer momento, le secunda. El vídeo inlcuye un anuncio al principio.

Vodpod videos no longer available.

No hay quien la convenza. Según la madre, viven lo suficientemente cerca como para ir a Chattanooga una vez al año, pero querían ir a Orlando mientras sus hijos eran pequeños. ”Creímos que sería gracioso grabar su reacción mientras le decíamos que adelantábamos nuestro viaje un año. Teníamos el equipaje hecho y nos íbamos al día siguiente”, según palabras de mamá Zeller recogidas en la prensa estadounidense.Bueno, si habéis visto el vídeo habréis comprobado que el niño al final cambia de opinión y cuando le dicen que va a comer con Mickey los ojos le hacen chiribitas. A Sophie no hay quien la convenza, está llorando y desolada.Llegado este punto, sé lo que estáis pensando: ¿qué demonios hay en Chattanooga para que los niños tengan esa obsesión? Pues según cuentan, un museo para los niños, un acuario y zonas por las que a los hijos de los Zeller les encanta correr. No hay nadie más fan de Benidorm que yo, pero sospecho que es como si tus padres te dicen que vas a Nueva York y tú les dices que no, que mejor a Benidorm.PD: Al final los niños fueron a Disney y se lo pasaron bien, según cuenta su madre, pero… qué demonios, el vídeo quedó gracioso.PD2: Si alguno de vosotros ha estado en Chattanooga, que hable ahora o calle para siempre.

Artículo extraído del blog del becario en 20minutos.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: